Gambas al ajillo

Recetas de gambas al ajillo

Gambas al ajillo con pasta estilo marinera

La pasta es un producto que se presta a un gran número de elaboraciones diferentes, siendo un alimento sano que gusta a todo el mundo, incluso a los más pequeños de la casa.

Su versatilidad hace que pueda ser el ingrediente especial para platos con carne, verduras o productos del mar tan deliciosos como las gambas.

Gambas al ajillo con pasta estilo marinera

En este artículo queremos compartir contigo una receta muy especial de gambas al ajillo con tallarines al estilo marinero, donde no solo las gambas o la pasta serán los protagonistas de este festival de sabor sino que también destacan los mejillones y los calamares. ¿Te animas a preparar un plato como este?

Ingredientes para las gamas al ajillo con pasta al estilo marinera

  • 400 gr. de pasta (espagueti, tallarines, etc. )
  • 250 gr. de gambas.
  • 200 gr. de mejillones.
  • 200 gr. de anillas de calamar.
  • 5 dientes de ajo.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Perejil fresco recién picado.
  • Vino blanco.
  • Sal (al gusto)

Modo de elaboración paso a paso

Lo primero que debemos hacer es preparar la pasta. Hay que recordar que cada fabricante tiene sus propias recomendaciones, por lo que es necesario seguir sus consejos a la hora de preparar la pasta. Al cocerla podemos incorporar al agua una cucharada de mantequilla o de aceite de oliva así como una pizca de sal al gusto.

Mientras se cuece, podemos ir quitando la cabeza a las gambas y la cáscara, reservando estos restos para hacer un fumé más adelante para otra preparación. Las gambas las lavaremos bien bajo el grifo y cuando estén completamente limpias las pondremos en un plato sobre papel absorbente para que eliminen el exceso de agua.

Por otro lado, hay que limpiar bien los mejillones y cocerlos en agua con sal para que se abran bien. Al agua podemos incorporar una zanahoria, una cebolla pequeña y un puerro pequeño.

Cuando se hayan cocido se puede colar el caldo y usarlo más adelante. O si queremos que esta pasta tenga un mejor sabor, podemos comenzar por esta parte y el agua de cocer los mejillones (una vez colada) se puede usar para cocer la pasta, lo que le dará un plus de sabor inigualable.

Una vez estén cocidos los mejillones hay que separarlos de la cáscara y ponerlos sobre papel absorbente para eliminar el exceso de agua.

Pelaremos y picaremos los ajos y los pondremos en una sartén para dorarlos en abundante aceite de oliva virgen extra. Cuando el ajo comience a estar dorado, incorporaremos las anillas de calamar y las gambas y lo iremos salteando todo.

Cuando las gambas comiencen a adquirir color, hay que incorporar los mejillones y seguir salteándolo todo durante dos minutos.

El siguiente paso es incorporar el vaso de vino y dejar cocer para que se evapore el alcohol. Por otro lado, escurriremos la pasta cuando esté cocida y la pondremos en un escurridor para eliminar toda el agua. Cuando el agua se haya eliminado por completo, se incorporará la pasta a la sartén donde estamos salteando el resto de ingredientes.

Probaremos cómo está de sal y corregiremos si es necesario y lo revolveremos todo para que los sabores se vayan incorporando poco a poco. Picaremos el perejil muy fino y lo incorporaremos en el último momento. Ahora ya solo tendremos que servir bien caliente y comer.

Consejo: Si elegimos pasta y queremos que esta elaboración tenga un mejor sabor, lo que podemos hacer es adquirir pasta fresca recién hecha, algo que podremos comprar en tiendas especializadas y donde notaremos una gran diferencia frente a la pasta convencional que se puede adquirir en cualquier tienda o supermercado.